Breaking

Seguidores de Baco

Historia

El dios griego Dionisio, a quien los romanos llamaron Baco, es el dios del vino y de la vendimia, hijo de Júpiter (Zeus para los griegos) y la ninfa Sémel. Enseño a los romanos el cultivo de la vid y la elaboración del vino, agradable pócima que conseguía que sus seguidores entraran en una momentánea demencia.

Se organizaban en su honor fastus bacanales, donde la locura, el arrebato y la pasión incontrolada, envolvía las reuniones orgiásticas en honor al Dios Baco. A ellas eran invitados en ocasiones, los responsables políticos, senadores e incluso magistrados, demostrando el anfitrión más poder cuanto mayor era el derroche. En algunos momentos del Imperio Romano llegaron a ser tan abundantes las fiestas bacanales y tales las resacas, que el Senado Romano llego a prohibirlas, por la degeneración y las corrupciones que se generaban.

Seguidor de Baco

Seguidor de Baco

Baco fue objeto de gran devoción por lo romanos, ya que representaba el cambio, la creatividad, el instinto, los sentimientos, la pasión, el amor, la poesía, la ebriedad, el exceso, el sexo, la música, la libertad, los sueños, el subconsciente, es decir la vida en el sentido mas amplio.

Historia del grupo festero

Este grupo esta formado por 55 personas y nace en Los Corrales en el primer año de las fiestas, es por tanto, un grupo que participa desde los primeros momentos en las Guerras Cántabras. Este grupo es reconocible sin dificultad por su indumentaria de gala de color blanco, tanto en los sátiro como en las bacantes, aunque complementados con capa color vino en las bacantes y ribetes del mismo color en los sátiros. Como complemento de la indumentaria, lleva racimos de uvas y copas de vino además de adornos dorados, incluso sandalias.

Se representa a Baco con corona de hojas de parra doradas, con gran capa y fajín de color rojo de la que cuelgan racimos de uva, túnica en crudo con adornos dorados y brazaletes y sandalias altas también doradas. En sus manos porta diez grandes anillos y una copa de vino. Su personaje principal, claro esta, es Baco, y entre los seguidores cabe destacar a Albertus Profilacticus, Germanus Modositus, Cayus Optimus y al músico Lyrus Lazimus, que son los responsables en el grupo, de organizar las bacanales en el campamento.

En esta representación de los acontecimientos acaecidos en esta región en los años anteriores al nacimiento de Jesucristo, que fueron las Guerras Cántabras, este grupo viene a representar la antítesis de la guerra. Son los encargados de organizar cada año, el Certamen de Pócimas y Brebajes Sin Alcohol.